Saltar al contenido

Hablemos de los turnos laborales a nivel extremo.

alfinempleo.com

Hablemos de los turnos laborales a nivel extremo.

Actualmente es muy probable que debido al alto índice de inflación que podamos estar viviendo es necesario que tengamos que trabajar horas extras para tener un poco más de ingreso para con ello suavizar los gastos. El trabajo nos hace tener nuestra mente en la oficina y en los gastos que la vida misma por lo que las horas laborales suelen convertirse en horas extensas de exigencia profesional. El horario después de nuestras horas normales de trabajo es aceptado no solo por necesidad sino que cada vez se toma a la ligera. Los horarios nocturnos y las madrugadas pertenecen a turnos normales de trabajo, precisamente, por las necesidades.

 

laboral

 

Empezando por los médicos y enfermeras pasando por vigilantes, periodistas o controladores aéreos  todos ellos, se exigen cada vez más en procura de mejores ingresos laborales. Se ganan la vida en horas de la madrugada después de un fatigoso día ara con ello promediar su vida a un salario digno.

Esto crea, a su vez, una adicción al trabajo, por lo tanto te presentamos algunos indicios que debes tomar en cuenta para saber si eres adicto al trabajo, a lo laboral.

Estamos de acuerdo que las empresas no descansan pero, hay que tener en cuenta que las personas sí deben hacerlo, de lo contrario la salud está en riesgo.

En recientes investigaciones se puntualiza que las actividades después del horario habitual de trabajo, es decir, actividades en jornadas antinaturales manifiestan que el cuerpo esta vulnerable a enfermedades que no solo tienen que ver con trastornos del sueño sino que se inclinan también a problemas psiquiátricos y hasta metabólicos.  Sí, estamos conscientes que hay personas que trabajan en turnos nocturnos y que se la llevan bien con la noche pero alterar los ritmos circadianos, que son los relojes internos del cuerpo puede ser contraproducente para las personas a medida que avanza el tiempo. Esto ocasiona impactos en los procesos fisiológicos, en la temperatura corporal, en el temperamento por supuesto y otras funcionalidades referentes al metabolismo.  Los trabajos que sobrepasan las exigencias después de la jornada laboral común suprime puede afectar los receptores de melatonina la cual es aquella hormona que da inicio al sueño. Algunos estudios demuestran que esto da indicio a la depresión, a la bipolaridad o síndromes del sueño. Ahondando un poco más hablamos también de posible cáncer de mamas y cáncer de colon. Hay que tomar en cuenta que cuando se trabaja en extensas jornadas el cuerpo humano se pone  a prueba y la mayoría de las personas no se logran adaptar y, por supuesto, terminan con enfermedades como las antes mencionadas.

Las recomendaciones que podemos establecer en pro de una mejor vida laboral son las siguientes:

1.- En primer lugar lo mejor sería que las personas no se expongan a estos turnos extensos laborales.

2.- Si ha de ser así pues, variar los turnos.

3.- Que esos turnos sean cortos.

4.- Disminuir las jornadas laborales.

Toma en cuenta que tu salud es lo primero sin eso, dudamos que sean un empleado modelo.  Sigue estos consejos y ser un ejemplo de empleado será tarea fácil.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies